Izquierda Unida de Ávila advierte que los datos de desempleo arrojan una realidad de precariedad, temporalidad y movilidad laboral

Aunque en términos interanuales el desempleo se ha reducido en la provincia de Ávila, “la realidad nos obliga a preguntarnos si realmente se está creando empleo o si Ávila está expulsando cada año población y trabajadores”

Vuelve a sumar desempleados la provincia de Ávila este mes de octubre con 320 personas más después de un mes de septiembre también al alza y que pone de manifiesto nuevamente los hándicaps laborales en esta provincia, como la alta precariedad y temporalidad del mercado laboral abulense, acentuados por una movilidad laboral que arroja un saldo negativo de 4.458 contratos. “Hay quien debe preguntarse si realmente está bajando el paro porque se crea empleo o porque los abulenses se están marchando de Ávila en busca de empleo a otras provincias adyacentes” apunta José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida, cuando pone en relación el número de parados de este mes de octubre -13.872- con los de octubre del año pasado, cuando 15.648 parados engrosaban las listas del desempleo. “Que baje la cifra del paro es positivo, pero hay que conocer y reconocer los verdaderos motivos”.

Para el coordinador provincial de Izquierda Unida lejos “del cambio de tendencia en materia de empleo que se apunta desde el Partido Popular, lo que esta provincia necesita es que las administraciones competentes propicien un verdadero cambio de tendencia laboral y económica en esta provincia”, porque explica José Alberto Novoa que “sin una visión global y completa de lo que está ocurriendo, sin una apuesta decidida por la industrialización, por la eliminación del peaje y las infraestructuras y comunicaciones de calidad con provincias adyacentes, Ávila está abocada a la pérdida de capacidad competitiva respecto a otras provincias así como a la devaluación de su economía en el medio rural”, que este mes de octubre ha sumado más desempleados a través del sector de la agricultura.

Para Izquierda Unida de Ávila los 639 parados sumados en los últimos dos meses ponen en evidencia “el notable empeoramiento de la realidad económica de Ávila”. Todo ello “con los ojos puestos en el dramático descenso de la población que venimos sufriendo en esta provincia y el constante incremento de la movilidad laboral en una provincia donde sigue faltando un tejido económico, industrial y laboral firme ajeno a procesos estacionales”. Y por si todo ello fuera poco “siguen descendiendo las prestaciones por desempleo”. Una situación que para la formación de izquierdas “pone en evidencia que las medidas para paliar esta situación han fracasado de forma estrepitosa”.

Esta entrada fue publicada en Empleo y etiquetada como . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos, están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>