Izquierda Unida de Ávila no apoyará un gobierno municipal del PP en Ávila y seguirá trabajando por el cambio en la ciudad

Izquierda Unida de Ávila se reafirma en la necesidad de un cambio de gobierno en el Ayuntamiento de Ávila tras su reunión con el PP
La formación de izquierdas confirma las diferencias en las prioridades que ambos partidos tienen en la ciudad. “Nosotros hablamos de cuestiones como el Plan de Empleo, la supresión del peaje o la inversión en ferrocarril, entre otras cuestiones, como medidas en las que no es asumible la pasividad del Partido Popular”

Izquierda Unida de Ávila no apoyará la investidura de José Luis Rivas como nuevo alcalde de Ávila ni un gobierno del Partido Popular. “Los ciudadanos se han pronunciado en las urnas, quieren un cambio en esta ciudad y estamos por trabajar en que sea una posibilidad”. Con esta rotundidad se pronuncia Montserrat Barcenilla, actual portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Ávila, que avanza que “podemos reafirmarnos en nuestra postura, no apoyaremos un posible gobierno del Partido Popular”.
No es una negativa “gratuita” la que ha mostrado el comité designado por el Consejo Local (formado por Montserrat Barcenilla, Alberto López Casillas y Clemente Monje) para la reunión con el Partido Popular. “No es el no porque no. Es una negativa por los 24 años de gobierno en mayoría absoluta en los que se ha silenciado progresivamente la voz de los ciudadanos; es una negativa porque, especialmente en los últimos años, el Partido Popular ha priorizado los intereses partidistas sobre los intereses de los abulenses; es una negativa porque Ávila necesita un Plan de Empleo urgente que el Partido Popular ni ha querido ni quiere reclamar, porque Ávila se ha quedado y se sigue quedando aislada en materia de comunicación ferroviaria, porque hay que eliminar el peaje, porque el gobierno y las cuentas municipales deben ser transparentes, porque cada día tenemos más trabajadores pobres, porque queremos menos promesas sobre el Museo del Prado y más realidades…” reseña Montserrat Barcenilla después de una reunión en la que “han quedado en evidencia que las prioridades y la implicación que cada una de las fuerzas políticas están dispuestas a poner sobre la mesa para sacar a Ávila del estancamiento están muy alejadas”.
Así pues y tras la reunión celebrada, “una reunión cordial y fruto de la obligación de diálogo que debemos asumir todas las fuerzas más allá de nuestras diferencias ideológicas”, desde Izquierda Unida de Ávila no cabe sino “reafirmarnos en la necesidad de un cambio. Los ciudadanos lo han pedido y no entenderían que no lo intentáramos”.

Esta entrada fue publicada en Elecciones Municipales 2015. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos, están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>